México tiene que ganar la medalla de oro en futbol de los juegos Centroamericanos y del Caribe, afirmó Andrea Rodebaugh, ex seleccionada nacional y ahora consultora e instructora FIFA.

En entrevista con La delantera, quien fuera director técnico de México Sub-20 en el Mundial de Chile 2008, hizo especial énfasis en que el Tricolor debe ganar, tomando en cuenta que tiene más experiencia que sus rivales, pues ha participado en varias Copas del Mundo, sobre todo juveniles, y hasta en unos Juegos Olímpicos, los de Atenas 2004.

“México tiene más antecedentes, más trabajo, mucha más preparación, recursos humanos, financieros; por ello, tiene la obligación de regresar con la medalla de oro”, declaró la ex futbolista.

La capitana del ‘Tri’ Femenil de los noventa puntualizó que la Selección no debe confiarse, y tampoco debe repetir lo sucedido en el Pre-Mundial, en donde estuvo a punto de ser eliminada, puesto que sus rivales de grupo se encuentran en pleno crecimiento:

“México no puede salir confiado; sobre todo, por los resultados de la eliminatoria. En ella, debió pasar sin ningún problema, y se le complicó desde el primer partido frente a Costa Rica; Trinidad y Tobago está creciendo, tienen nuevo entrenador, estuvieron un buen tiempo en Texas, y además se están preparando para el repechaje al Mundial; Haití ya lleva más de un año viviendo como equipo y participando en una Liga de segundo nivel en Estados Unidos; y Colombia, que ya está calificado al Mundial, es un país que ha ido trabajando bien, sobre todo en selecciones menores y en Copas del Mundo Sub-17 y Sub-20, en las que están dando buenos resultados”.

Andrea Rodebaugh no sólo destacó la capacidad de los rivales de grupo de México, sino los del otro sector, en donde se encuentran Venezuela y Costa Rica, combinados que podrían complicarle la obtención de la presea dorada a las mexicanas.

Acerca de si será importante el apoyo de la gente en los partidos, Rodebaugh destacó que, justamente, en el Pre-Mundial de 2010 de Cancún, el equipo recibió gran cobijo de la afición, lo que fue fundamental para lograr la calificación a Alemania 2011. “Fue un factor importante para derrotar a Estados Unidos; de hecho, se sospecha que por esa razón este año la eliminatoria fue en ese país, ya que no querían dar mínima ventaja, pues sabemos que las tribunas se llenan cuando juega la Selección Femenil y en estos Juegos va a ser un factor a favor y no habrá pretexto para no ganarlos”.

Rodebaugh, quien fue invitada por CONCACAF a los Centroamericanos, sin que se pudiera confirmar su asistencia por compromisos con FIFA, aceptó que la decisión de celebrar el torneo femenino en la Unidad “Hugo Sánchez”, con capacidad para mil 200 personas, y no en un recinto con mayor capacidad, como sí sucede con el varonil, que será en el estadio Luis “Pirata” Fuente, es algo que no sólo pasa en México, sino en todo el mundo.

“El torneo varonil genera más expectativa; eso lo vemos en todos los niveles y en todos los países, creo que es parte de esta lucha, a pesar de que las mujeres damos la cara por el país en Juegos Olímpicos o en un Mundial.”, señaló.

Adria Vega

@NellyAtlas