A finales de 2014, la Liga Mexicana de Futbol Femenil (Limeffe) anunció que sus diferentes categorías contarían con nuevos equipos. Con el fin de mejorar el nivel futbolístico de la competencia, la liga que preside Leopoldo Ponce de León ya cuenta con varios equipos de tradición que se suman a este proyecto.

Las incorporaciones más sonadas son las de las filiales de Macrosoccer, Macrosoccer Acapulco y Macro Rayaditas. El primer conjunto participará en la Superliga Zona Centro y, el segundo, en la categoría Premier, también del Centro. Las “rayaditas” tienen su casa en San Juan del Río, Querétaro.

Las guerrerenses tienen como base a cuatro grandes promesas del futbol mexicano: Belén Cruz, Jacqueline García, Cinthia Huerta y Nancy Antonio López, todas seleccionadas nacionales. Cruz, García y Huerta jugaron la Copa del Mundo Sub-17 Costa Rica 2014, mientras que Antonio López participó en el Mundial Sub-20 Canadá 2014 y es constantemente requerida por el técnico nacional, Leonardo Cuéllar, para la Selección Mayor.

Pero las queretanas no se quedan atrás, y están trabajando duro en su pretemporada, como lo dejaron ver en redes sociales, donde publicaron fotos de las jugadoras realizando prácticas en cancha, alberca y gimnasio.

Con la incorporación de estos equipos, la Limeffe adquiere mayor fuerza en la zona y se auguran grandes partidos en la próxima temporada.

Redacción La delantera

@la_delantera