La selección de Inglaterra conquistó la medalla de bronce de la Copa Mundial Femenina de la FIFA Canadá 2015, luego de vencer a su similar de Alemania por un marcador de uno a cero.

El partido no tuvo demasiada intensidad y las ocasiones de gol para ambos equipos fueron muy esporádicas.

En la última parte del partido, Inglaterra dio un paso adelante y tuvo varias opciones de gol, pero no concreto ninguna, por lo que el encuentro se fue a tiempos extras.

Fue hasta el minuto 106, del segundo tiempo extra, cuando la seleccionada Tabea Kemme de Alemania cometió una falta en el área chica contra Sanderson de Inglaterra por lo que la árbitra sin dudarlo marcó penal.

Williams, con cansancio tomó el balón, lo colocó en el manchón del área y lo mando al fondo de la red, para marcar el primer y único gol del encuentro, de ésta manera ganar la medalla de bronce.

Para mañana domingo se disputara la gran final, en el estadio BC Place, entre la selección de los Estados Unidos y de Japón.

 

Fuente e imagen: fifa.com/womensworldcup